miércoles, 9 de junio de 2010

Como afecta la situación económica actual al precio de los componentes

Hoy no voy a escribir un artículo técnico, escribiré sobre una cuestión que está afectando negativamente a las instalaciones de Digital Signage, el precio del hardware.

Los que estáis acostumbrados a liderar proyectos de Digital Signage, sabéis que desde que se plantea un proyecto, se hace el primer piloto y por fin empieza el despliegue en el resto de instalaciones, puede pasar un mínimo de tres meses, y lo más habitual es que este tiempo supere los seis meses.

También estamos acostumbrados a que la tecnología sea cada vez más barata y ofrezca mejores prestaciones.

¿Pero qué está pasando últimamente? ¿Por qué los PCs son más caros?

Voy a poner un ejemplo real que nos ayudará a entender esta situación. Intentaré simplificar para no liaros mucho.

Un cliente pide un presupuesto de 100 PCs el 3 de diciembre de 2009.

El precio de estos equipos se calcula de la siguiente forma:

Se pide cotización de los componentes a Taiwán (dependiendo de los componentes, los precios se piden en Europa, Estados Unidos y Asia), a diferentes fabricantes y distribuidores.

El precio desde Taiwán es en dólares americanos, y la suma total de los componentes, más transportes y aduanas, es de $423, que convertidos a euros en esa fecha nos da 280,13€ con un factor de conversión de 1,51.

A este coste sumaremos el margen bruto de beneficio (10%), lo que nos da 311,25€, y ya solo nos queda sumar la integración de los componentes y testeo de los mismos (15€). Es decir el precio final del equipo queda en 326,25€.

Al cliente le encaja el precio y pide una unidad para el piloto.

Al cabo de 7 meses, el proyecto está aprobado y pasa el pedido, esto es el 8 de junio de 2010 con el dólar a 1,19.

Aplicando las formulas anteriores modificando solo el factor de conversión, obtenemos un precio de venta de 409,96€. El precio a aumentado más de un 20%, es decir, el cliente pagará 8.371€ extras solo por el cambio de paridad $/€.

Hasta el momento solo he hablado del cambio de paridad, pero están interviniendo más factores en el canal de distribución.

Muchos mayoristas y sobretodo empresas relacionadas con el “free market” (las que están fuera del canal), han tenido que cerrar. Con menos competencia los precios suben.

Los grandes distribuidores europeos y brokers del canal, hasta hace muy poco tiempo compraban componentes en grandes cantidades a Asia para conseguir buenos precios, estos componentes, al haber mucho movimiento, se vendían muy rápido. Actualmente las ventas están bastante paradas, y nadie se arriesga a tener componentes en stock, así que las compras son mucho más pequeñas y al no tener tanto volumen los precios son más altos.

Está claro que saldremos de esta situación, pero os aconsejo que mientras pasa todo esto, seáis prudentes con los presupuestos si no os queréis llevar un susto ;)